Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Estas 5 manualidades pueden ayudarte a aliviar el estrés.

Vivimos por desgracia en una sociedad acelerada y regentada por el estrés, el cual tiene muchas consecuencias negativas para nuestra salud y nos impide estar tranquilos cuando necesitamos descansar.

Una manera muy sencilla de aliviar ese estrés es hacer manualidades, y según la revista Telva la clave está en encontrar la que vaya contigo. Nosotros no sabemos exactamente cuál será la que más te alivie, pero igualmente hemos preparado 5 manualidades que están catalogadas como “antiestrés” en una larga lista de ellas.

¿Por qué el hecho de hacer manualidades puede reducir nuestro estrés?

¡La respuesta es sencilla!

Cuando haces manualidades, estás creando, y por lo tanto tu mente es capaz de enfocarse en una tarea en vez de pensar en todos los problemas que te abordan día a día. En ese momento estás practicando el conocido “mindfulness” que tanto necesitamos para enfocarnos en el presente y dejar de sentir ansiedad.

Además de esto, las manualidades te ofrecen una salida creativa para expresar tus emociones. Puedes canalizar tus sentimientos a través del arte y crear algo que represente tus pensamientos y emociones. Esta expresión artística puede tener un efecto catártico y liberador, permitiéndote procesar y liberar el estrés acumulado.

Por si fuera poco, acabar una manualidad puede darte una sensación de logro y satisfacción personal.

¡Ver el resultado de tu trabajo puede elevar tu estado de ánimo y aumentar tu autoestima! Además, el proceso creativo en sí mismo puede ser gratificante y te brinda la oportunidad de experimentar y explorar tu creatividad.

Estas 5 manualidades son la caña y además te ayudarán a despedirte de todo el estrés.

  • Colorear.

¿Has visto los libros de colorear que venden en todas partes? Ahora no son sólo para que los niños jueguen y pasen el rato, sino que además sirven para que nosotros, los adultos, aliviemos nuestro estrés.

El acto de colorear en sí mismo puede ser muy relajante y ayudarnos a concentrarnos en el momento presente, tal y como mencionamos anteriormente. Colorear se ha popularizado y se ha vuelto muy común sobre todo encontrar libros de colorear “mándalas” y libros de dibujos que componen paisajes muy completos.

Los hay incluso de diferentes dificultades ¿lo sabías?

  • Realizar “origami”.

El origami es el arte japonés de plegar papel para crear figuras, y gracias a la serie “La casa de papel” ya sabemos que el acto de realizar una pajarita de papel como el profesor, puede ayudarnos a encontrar la concentración enormemente.

Solo necesitas papel y seguir instrucciones paso a paso; hay muchísimos tutoriales de diferentes dificultades en YouTube y cualquier red social, y además, también puedes encontrar libros muy completos en los que te explican paso a paso detalladamente cómo realizar figuras de papel increíbles ¡incluso dragones!

No te quedes sin practicarlo nunca. El origami es sin duda una actividad calmante que también estimula tu concentración.

  • Tejer o hacer ganchillo.

Aprender a tejer o hacer ganchillo puede ser una forma muy gratificante de aliviar el estrés.

La mayoría de la gente se lanza a hacer los famosos “amigurumis” que son peluches hechos de ganchillo que puedes incluso estrujar para aliviar tu estrés.
Otra forma de tejer que también distrae y sienta bien para nuestra salud mental es hacer macramé, que consiste en el arte de hacer nudos. El macramé, además, puede ayudarte a decorar tu casa y sentir una mayor sensación de logro personal al ver tus obras expuestas a diario en tu hogar (oye, y si te da por empezar a hacer macramé y además quieres vender tus productos artesanales, no olvides visitar Cuerdas Valero).

Puedes comenzar con proyectos sencillos como bufandas o posavasos y luego avanzar a proyectos más complejos.

  • Hacer “Scrapbooking”.

El “Scrapbooking” también está de moda y puede llegar a ser realmente estimulante (sobre todo visualmente).

Consiste en el arte de crear obras basadas en recortes, pegatinas y cartones que representen un tema en concreto. Puedes crear tarjetas personalizadas para ocasiones especiales, etiquetas para los regalos de navidad o álbumes de recortes para preservar tus recuerdos. Estas actividades te permitirán expresar tu creatividad y disfrutar de un tiempo tranquilo.

  • Pintar piedras.

La próxima vez que te des un paseo por la playa, acuérdate de recoger piedras lisas o conchas bonitas.

Luego podrás pintar diseños en ellas, y sin duda esto puede llegar a ser una actividad muy relajante y creativa. Puedes usar diferentes colores y patrones para crear tus propias obras de arte; gatitos, paisajes, escenas de películas, arco iris, frases inspiradoras…

¡Que tu creación no tenga límites! También puedes pintarlas con purpurina e incluso comprar una pulidora de piedras para sacarles brillo o hacerles formar curiosas.

Debemos disfrutar del arte y de la creatividad en todas sus formas, porque todo lo que implica crear algo, sana nuestra alma de manera increíble.

Esperamos que lo pruebes pronto ¡seguro que notas la diferencia!

Articulos populares

Compartir

Facebook
Twitter
LinkedIn

Descubra

Noticias relacionadas

psicólogo

Cómo elegir al psicólogo ideal para ti

Nos encontramos en un momento de cambio cuando se habla de salud mental. No estamos como nos dicen psicologoensantacoloma.es ante un tema que sea tabú. Se encuentra en la agenda

Scroll al inicio